Tag Archive: madrid

Punto y seguido. Vendí las acciones de mi empresa de Madrid. ¡A reinventarse de nuevo!

Mi amiga @anaborg -que es muy sabia- me dijo hace 3 o 4 años algo así como que “la manzana cae del árbol cuando está en su punto”; es una frase que guardo con mucho cariño desde entonces.

Los melocotoneros de papá florecen cada año

Aunque la virtud de la naturaleza es provocarnos preguntas constantes, a veces también nos regala respuestas. Cuando el invierno muere, la sabia primaveral despierta con latente y vigorosa energía. Es así, año tras año, y así debe ser para que la evolución siga abriéndose paso. Una renovación constante.

La semana pasada cayó una manzana importante en mi vida. Tras varios meses de negociación, vendí las acciones de “mi empresa” de Madrid. Es la empresa donde he estado trabajando principalmente durante los últimos 6 años, aunque con esta salida no he puesto fin a mi vena emprendora/empresarial, ya que aún sigo participando en otras dos sociedades: Esdide -ayudé en su nacimiento y luego pasé a ocupar una labor de inversor no ejecutivo- e Interlemon, que es la empresa familiar, donde echo una mano como administrador de la sociedad.

Han sido unos meses bastante duros y desequilibrados -peor lo segundo que lo primero-. He aprendido mucho de abogados, de cómo funcionan los burofax, de la buena constumbre que sería realizar el documento no habitual de “pacto de socios” al inicio de una sociedad, de todos los Continue Reading

Hits: 780

La máquina de precisión que es el cuerpo humano, el milagro de mantener la sonrisa y el GTP 2013 (110Km 5000d+)

Poniendo orden a los discos duros, archivando fotos, vídeos y otras hierbas he encontrado esta foto de abajo. Es del Gran Trail Peñalara (GTP) de este año (26JUN12).

Se trata de una prueba de carrera por montaña. La distancia es de 110 kilómetros y el desnivel positivo de 5000 metros. Es una prueba ultra bastante dura.

Por poner magnitudes, 5000 metros de desnivel positivo es el desnivel que venceríamos si subiésemos de Cotos a la cima de Peñalara unas 8,3 veces o si subiésemos desde el Poly a la Peña Rubia unas 23,3 veces. Tardé unas 20 horas(1). El primero 14,5 horas.

La carrera tenía el aliciente especial de comenzar a las 23h, algo que ponía a prueba los bioritmos de todos los participantes (lo de acumular más de 24 horas sin dormir nunca sabes cómo podrá sentarte…).

 

Angel Abril en el GTP2013 (ladera Alto Guarramillas) - Nunca pierdas la sonrisa

 

Esta foto fue subiendo a la Bola del Mundo, en el kilómetro 105 (aprox), cuando llevaba unas 19,5 horas de prueba. No puedo evitar admirar la capacidad del cuerpo humano en general y en particular en esta foto por la cara de frescura que mostraba a esas alturas y sobre todo, por no perder la sonrisa 🙂 .

A veces quedamos admirados por el último artilugio tecnológico que sale al mercado o por el coche de tropecientos mil euros que incluye tecnología de la fórmula 1 y sin embargo no reparamos en la máquina de ultratecnología y alta capacidad que nos porta cada día: nuestro cuerpo.

Probablemente el cuerpo humano sea la máquina más admirable que podremos llegar a conocer.

¡Besas y besos!,
Angel (aabrilru)

———–
¡Si te gustan mis reflexiones sígueme!:
Facebook: https://www.facebook.com/paginadeangelabril/
Twitter: https://twitter.com/aabrilru
Youtube: https://www.youtube.com/user/aabrilru?sub_confirmation=1
Suscríbete al aviso por email: ¡Quiero que me llegue un email cuando haya un nuevo artículo!
———-

Si quieres puedes seguirme en twitter aquí > 😉

Notas:
(1). Posición 59 de 292 clasificados, con 120 retirados. La clasificación completa puede consultarse aquí: clasificación general GTP 2013 >

Hits: 568

V Congreso Internacional de Excelencia. Innovar y emprender, claves de futuro

V Congreso Internacional de Excelencia. Innovar y emprender, claves de futuro

Este es uno de mis congresos incondicionales en la agenda anual. Creo que he asistido en todas las ediciones y si las circunstancias lo permiten, seguiré asistiendo.

Este congreso (refiriéndome a todas las ediciones), me ha dado la oportunidad de ver a muy poca distancia y escuchar a grandes pensadores como Xavier Sala-i-Martin, Peter Diamandis (ahora lo conozco por sus conferencias en TED), Lotfi El-Ghandouri (Circo du soleil…me aportó bastante su visión sobre la innovación disruptiva y los oceanos azules)… a Carlos Rodriguez Braun, Rodrigo Rato, Carlos Espinosa de los Monteros (por aquellos entonces vicepresidente de INDITEXT, admirable visión), a Eduardo Serra (sí, el que fue ministro de defensa… quedé sorprendido de sus fantásticas bases de pensamiento y sólido discurso), José María Aznar, Álvaro Uribe, Luis Huete, Mario Alonso Puig… Me marcó y desde entonces tengo un gran recuerdo de él José Ramón García González (presidente de Blusens. Mientras le escuchaba pensaba: “ojalá le hiciesen presidente de la CEOE, este colega sí que representa a los empresarios españoles”).

Párrafo aparte merece Sir Ken Robinson. Sí, también he tenido la oportunidad de atender presencialmente una conferencia Continue Reading

Hits: 333

Ayer día 4 (oct 09) hizo 10 años que empecé a trabajar en Madrid

Hablando esta noche en casa, con la familia, mi madre ha sacado a la mesa, como cada final de septiembre, los años que hace que me fuí a Madrid. Ella cuenta todos los años por estas fechas que cuando marché a Madrid fue un 27 de septiembre, “del 99”, apostillo yo, “fue el día 4 de octubre de 1999 cuando comencé a trabajar en UNI2”.

Allí nos dejaron mis padres a los dos, en la estación de tren de Calasparra (Murcia), a mí y a mi maleta, a mi maleta y a mí, cual niño parbulario con su camión de plástico el primer día de clase, solos ante lo desconocido (ahora, la educación moderna, invita a los padres a que acompañen a sus niños los primeros días en el cole, en un periodo de adaptación… vaya mariconada, yo me hinchaba a llorar, y no pasó nada, aquí estoy vivo…; si no nos enseñan a combatir desde pequeños, mucho nos quedará por superar de mayores).

Nunca olvidaré la primera noche, 27 de septiembre, por la Gran Vía de Madrid, con mi maleta arrastrando, buscando una pensión dónde dormir, llamando a una, ocupada, subiendo a otra, ocupada, ocupada, ocupada… los coches no dejaban de pasar, la ciudad no descansa. Recorrí todas las pensiones desde Gran Vía hasta Plaza de España, ¿cómo era posible que no hubiese ni una habitación disponible?

Aún me quedaban dos asignaturas por sacar, Antenas y comunicaciones ópticas, además del proyecto fin de carrera. Antenas fue un gran hueso duro de roer (llevando la asignatura al día, y luego dos meses día y noche estudiando solo esa asignatura, full time, y no fui capaz de sacarla en las dos convocatorias del primer año), y eso que las ecuaciones de Maxwell eran aproximaciones, que si llegan a ser exactas, no sé qué hubiese sido de mí 🙂

Hace 10 años, una carta podía cambiar la vida
A pesar de esto, decidí que era el momento de pasar al mundo laboral cuanto antes; la demanda de “telecos” era muy grande durante esos años, aunque podíamos ver algunos signos ya en la lejanía del cataclismo de mercado que se aproximaba (y así fue, el crack de las punto com, pocos años después). Compañeros mios que no dieron el salto ese año, ya no encontraron trabajo de teleco…

Metidos en faena, el verano del 99 eché decenas de curriculums a un montón de empresas; nada de inscribirse por infojob o por internet como ahora, no, esto era imprimiendo decenas y decenas de cartas, y personalizando cada carta en función del perfil que demandaban, para destacar tal o cual faceta más que otra, sobrecito, sellito y besito a ver si había suerte 🙂
Sobre todo quería encontrar trabajo en Madrid, y fue donde eché la mayoría de curriculums; Madrid era lo más grande que me pillaba más a mano, y sabía que iba a aprender mucho profesionalmente; además (o sobre todo?), la química de mi organismo había encontrado años atrás a una chica madrileña (África), y eso pesaba bastante en la balanza…
Sinceramente, creo que en la decisión pesó más la parte emocional que la parte racional, un claro ejemplo de cómo algunas veces, las decisiones emocionales pueden ser tan buenas como las racionales (ver documental de Eduardo Punset en redes, nº 36)

Unas semanas antes, había estado ya en Madrid 3 días, haciendo algunas entrevistas. Tuve la enorme fortuna y suerte (la fortuna se busca, ¿no?), de que me ofrecieron un contrato indefinido en el operador recién creado en España, UNI2 Telecomunicaciones (accionista tecnológico France Telecom). Hice dos entrevistas en UNI2 el mismo día, la primera con RRHH y la segunda con el director del departamento donde iba a trabajar; esto no era normal, pero como le dije a la chica de recursos humanos que marchaba a Murcia al día siguiente, consiguió que me viese mi potencial director ese mismo día.
Al siguiente, cuando estaba cogiendo el tren de regreso a Cehegín, recibí la llamada de Pilar (recursos humanos) para hacerme la oferta; imagínate el flipe que me entró en la cabeza, ¡empezaba a trabajar en Madrid, en una semana, con un contrato indefinido en un operador!

En fin, retomando el hilo de la historia después de este “flash back”. Mi maleta y yo, estación de Calasparra, día 27 de Septiembre del 99; el día 4 comenzaba a trabajar, y sin piso ni nada en la ciudad más grande en la que había estado nunca.
Ahora, alegremente, me veo en aquel momento cuál Paco Martinez Soria llegando a Madrid, capaza en mano con los chorizos colgando, la cesta con la gallina en la otra, y la fritá en una olla dentro, deambulando por la marabunta de la urbe (ahora sonrio, entonces no).
Bien es cierto que contaba con “el soporte” de África, que me echó una mano buscando piso, pero no podía quedarme a dormir en su casa ni nada, y el tema es que tenía que encontrar un piso para alquilar en un par de días, porque el 4 empezaba a trabajar.

Nunca olvidaré la primera noche, 27 de septiembre, por la Gran Vía de Madrid, con mi maleta arrastrando, buscando una pensión dónde dormir, llamando a una, ocupada, subiendo a otra, ocupada, ocupada, ocupada… los coches no dejaban de pasar, la ciudad no descansa. Recorrí todas las pensiones desde Gran Vía hasta Plaza de España, ¿cómo era posible que no hubiese ni una habitación disponible?; estaba desesperado, hasta que por fin, casi a las doce de la noche, en la calle Fuencarral me dieron cobijo. Pasé allí esa noche y la siguiente; la tercera dormí ya en el minipiso (zulo) que habíamos encontrado, en General Díaz Porlier, la calle que está al lado “delcortinglés” de Goya, y allí que estuvimos casi un par de años mi compi Tomás Durán y yo. Aquel día puse “un flag” que marcaba el comienzo de una nueva etapa en mi vida.

Una historia nada especial, que han vivido como yo muchos otros, pero que quiero compartir con todos, especialmente con los jóvenes  que buscan alcanzar alguna meta en su vida;  sin esfuerzo, no hay recompensa.

Quien no ha pasado malos momentos, no sabe apreciar los buenos.

Sí mamá, este año ya hace 10 que me fuí a Madrid, y con 33 pintando canas, toca cambiar de ciudad el año que viene 😛

un abrazo,
aabrilru

Hits: 11003

Una videoconferencia, siempre sorprende, al menos a mí

Videoconferencia Madrid (España) - Buenos Aires (Argentina)Aunque estas cosas las hacemos casi todos los días, no puedo evitar sorprenderme. Ayer montamos la videoconferencia que usaron en el Ministerio de Cultura, en la jornada que organizaron sobre “FONDOS INVISIBLES:
los archivos audiovisuales que no conocemos”, http://www.sedic.es/actividades-jornada-fondos-invisibles-sept09.asp

Como en el lado de Buenos Aires (Argentina), los ponentes no contaban con equipos de videoconferencia, nosotros mismos nos encargamos de hacer toda la logística: negociamos con proveedores en Argentina y les buscamos una sala adecuada con equipamiento, a donde la ponente fue y pudo realizar cómodamente su videoconferencia. En Madrid, tan solo tuvimos que montar el equipo de recepción/transmisión, ya que el audiotorio sí que tenía buena infraestructura audio/visual.

Bien es cierto que los equipos son bastante caros (vamos, que están al alcance de un entorno profesional, pero no personal), pero la calidad que se obtiene es sorprendente. Además, se han reducido mucho los costes, porque ahora la señal la transmitimos por internet (antes había que hacer llamadas punto a punto RDSI, con lo difícil que eso era en enlaces internacionales, por la compresión de datos que hacen los carriers y todo eso…)

Lo mejor de todo, es la satisfacción del cliente cuando ve que todo sale de maravilla (parece que no están aconstumbrados a que todo el mundo trabaje tan bien 🙂

Ya sabes, si necesitas hacer una videoconferencia entre cualquier punto del mundo y cualquier punto del mundo, ¡llámanos www.smartic.es!

un abrazo,
aabrilru

Hits: 303

campaña marketing nespresso – cosas de Madrid – micropost

Venía de cenar del VIPS de Velazquez, subiendo por la Castellana, cuando de repente he visto que había un tio subido en una grúa, haciendo algo en la fachada de El Corte Inglés de Castellana. No hubiese llamado la atención, de no ser porque había un foco intenso (del tipo “cañón” que iluminan a los cantantes en los conciertos desde atrás), que le iluminaba perfectamente y marcaba un círculo, cuál luna llena de verano, en la fachada del edificio, con este “operario” en el centro.

Grafiteros pintan lona gigante para Nespresso

.

Tanto me ha sorprendido que no he dudado en aparcar y bajarme para ver qué era. Al aproximarme, ya andando, he visto que el colega, con un bote de spray grafitero, estaba dale que te pego pintando una pancarta desorbitadamente grande, tanto como que cubre la fachada del edificio principal del corte de Castellana. Al poco, he recordado que la semana pasada leí la siguiente noticia en Marketing and news: Siete grafiteros profesionales pintarán una lona gigante para Nespresso.

Y como llevaba ya más de un mes sin estar en Madrid, me ha dado por pensar las cosas que hay en Madrid, entre otras, “que las noticias las vives en directo”…

un abrazo,
aabrilru

Hits: 435

mis cuatro circuitos de entrenamiento (2ª parte) – micropost

Como comentaba hace unos meses en este post, normalmente tengo cuatro circuitos fijos por donde corro; hago uno u otro dependiendo de si estoy en Madrid, en Cehegín, si es de día o es de noche.

Como comenté en este post, los hago de forma rutinaria, sin medir tiempos ni nada; la mente la dejo libre para pensar en otras cosas, no en decidir si echo por aquí o por allí, o si llevo un minuto más o menos que ayer; la senda siempre la misma, la mente vuela, no piensa en el camino.

Estos son:

Hoy he metido el de Cehegín – noche, que era el que me faltaba y ya están los 4. La verdad es que cada metro de estos aproximadamente 50 kilómetros, lo conozco mejor que mi casa!!. En fin, seguro que dentro de unos años me ilusionará encontrarlos y recordar los kilómetros que anduvieron mis piernas pisando ese asfalto, esos baldosines, esa tierra. Por el circuito rojo, por Arturo Soria, por la Vía Verde y por mi Casco Antiguo, por los siglos de los siglos, amén.

un abrazo,
aabrilru

Hits: 758

mis circuitos rutinarios y el “estado mental” mientras corro

Es en estos 70 minutos al día, sumergido en la rutina más absoluta y “preciosa” (para algunos), cuando mi mente “descansa” y deja de tener que tomar decisiones, y puede fluir líbremente, y navegar sin rumbo, y ser como la pluma que va rondando una caja de bombones. Quizá, por dejar de aplastarla y oprimirla durante esa decena de minutos cada día, ella me premia muchas veces con sus mejores ideas e ingenios, no en otro momento, sino en esa decena de minutos.

Continue Reading